Descubre que el té no sólo se bebe...

8 comentarios
 
  
   El té no solo son hierbas, es mucho más... Depende del té que tomes, tiene unas propiedades u otras, favorece la aceleración del metabolismos, quema grasas, es bueno para la piel, para eliminar líquidos, y un sin fin de propiedades, pero si además de beberlo y disfrutarlo... ¿nos lo aplicamos en la piel?
    Descubre conmigo y con NamasTé, como disfrutar x2 de tu té favorito.


   ¿Qué te parece si usamos tu té rojo favorito para relajarnos y preparar una mascarilla casera para limpiar la piel?

    Bien, una forma de dejar tu piel luminosa, limpia y sin impurezas es usar un exfoliante y si sumas esto a las propiedades del té rojo, puedes conseguir un súper producto para tu piel.


   Como sabemos, y si no te lo cuento, el té rojo, también conocido como pu-erh, es una de las infusiones más consumidas en el mundo, y aparte de eso, tiene un genial efecto hidratante y sobre todo antioxidantes, además ayuda a retrasar el envejecimiento y es ligeramente astringente... ¿Imaginas todo eso en una mascarilla?
    Pues esto es lo que te propongo justamente, hacer un exfoliante DIY de té rojo. Y si el té rojo ya te parece una genial opción, vamos a añadir miel y avena, para pieles sensibles y un extra de hidratación, ¿comenzamos?


   Ingredientes:
Dos cucharadas de miel
Dos cucharadas de avena

     Simple, ¿verdad?
   * Las cucharadas pueden ser de postre o soperas, depende de la cantidad de mascarilla que quieres realizar, yo recomiendo de postre, si te quedas corta siempre puedes añadir más, pero en proporciones iguales.
 
Preparación:
   Prepara el té rojo como lo haces habitualmente (si es un té con mezcla de frutas o flores, si no eres alérgica a ello, no te preocupes, añades propiedades a la mascarilla), Aparta las dos cucharadas de té y déjalas enfriar mientras disfrutas del resto.
   Añade en un recipiente las dos cucharadas de miel, luego la avena y por último el té. Mezcla bien hasta que se integre todo. La textura no va a ser lisa, pues la avena es la que nos va a realizar el efecto exfoliante mecánico.
    Una vez obtenida la mezcla, procede a aplicarla con suaves movimientos circulares ascendentes y déjala actuar unos 15 minutos como máximo (la miel hidrata pero también es un exfoliante así que no abuses).
    Tras este tiempo, aclara con agua tibia e hidrata tu piel y ya nos cuentas ;).


   Respecto al té que te he mostrado en este post, es de NamasTé, os iré enseñando todos los tés que tengo de esta genial tienda online de tés, junto con otra forma de "tomar té". 
   Este té en concreto es té rojo Pu-Erh con uva, pomelo y maracuyá, tiene un sabor muy cítrico y afrutado, y es un vicio, yo no puedo vivir sin mi té rojo de pomelo después de comer, si lo pruebas vas a no poder vivir sin él, ya te lo aviso...


 ¿Nos tomamos un té?, ¿qué te ha parecido este post y el té de Namasté que te he mostrado? Cuéntanos ;).
 


8 comentarios:

  1. No conocía la marca, y esa mezcla de té rojo con pomelo tiene que estar riquísima.
    Me ha gustado el doble uso. Me apunto la propuesta de la mascarilla.
    Besos!

    ResponderEliminar
  2. Me parece una idea buenísima!!
    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Una mascariila genial y además muy facilita de hacer. En cuanto al té me ha gustado mucho porque soy una auténtica forofa de las infusiones.

    ResponderEliminar
  4. Me a gustado mucho, gracias guapa.

    ResponderEliminar
  5. A mí me encantan los tés pero no se me había ocurrido usarlos de esta forma. Tampoco conocía esta tienda de tés, anotada queda para un futuro. Bsts

    ResponderEliminar
  6. Jamas me lo hubiera imaginado lo tengo que probar ahora de mascarilla ya que el té me encanta!

    Beso!!

    https://inspiringirlblog.wordpress.com

    ResponderEliminar
  7. que guay! algo más que hacer con el té :D
    me a gustado el articulo(sobre todo relacionado con el té) a ver si hay más beauty tips de este tipo ;)

    bsotes

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
BLOGGER TEMPLATE BY pipdig